13 febrero, 2017

Casi tocando al pelícano más grande del mundo



Acabo de caer en la cuenta de que no os he contado mi experiencia en Grecia con los pelícanos ceñudos (Pelecanus crispus)... El pasado noviembre estuvimos en Atenas culturizándonos un poco y disfrutando de los deliciosos gyros, pero no pudimos resistir el hacer una escapada para ver a estas increíbles aves. 



Volamos hacia la ciudad de Thessaloniki,y de ahí alquilamos un coche para recorrer unos 100 km hasta llegar al lago Kerkini. Allí nos alojamos en el hotel Limneo, aunque yo más bien lo definiría como casa rural. La habitación doble con desayuno nos costó 50 euros. 


El dueño, Nikos, es un pajarero buen conocedor de la zona y siempre dispuesto a ayudar. Pasamos únicamente una noche, por lo que planeamos todo el poco tiempo que teníamos con su ayuda. Además tiene una barca con la cual, por solamente 20 euros, hicimos la travesía en el lago por unas dos horas para fotografiar a los pelícanos. 


El primer día recorrimos las orillas del lago con mucho cuidado con el coche debido a tanto bache (o cráter mejor dicho) en las carreteras asfaltadas y carriles, y a tanto perro asilvestrado (en algunas zonas pudimos ver auténticas jaurías). Curiosamente, tuve en todo momento la sensación de que me encontraba en un humedal del interior de España, algo así como la laguna del Cañizar en Teruel. Aunque esto es solamente una apreciación personal. Con la diferencia de las omnipotentes montañas pertenecientes a la cordillera de Belasica, frontera con Bulgaria y Macedonia. 


Como aves a destacar, vimos al abundante cormorán pigmeo, algunos individuos de pelícano común, y al algo esquivo carbonero lúgubre. No tuvimos mucho más tiempo para intentar mejores fotos de esta especie, pero al menos tengo algunas para el recuerdo.






A la mañana del segundo día hicimos la travesía en barca ya mencionada con Nikos. No tuvimos que compartir la embarcación ya que normalmente los fotógrafos profesionales se concentran en los meses de enero y febrero. En estos meses, los pelícanos muestran la bolsa subyugular del pico de un color rojo anaranjado brillante en plumaje nupcial, más atractivo para el mundo de la fotografía.


Tuvimos en prácticamente todo el trayecto a estos gigantes muy próximos de la embarcación. Con una envergadura de más de tres metros, fue una experiencia única tenerlos tan cerca. Nikos les estuvo ofreciendo algunos peces y a cambio pudimos disfrutar como niños tirándoles fotos a mansalva.


El lago Kerkini es un lago artificial creado sobre un humedal al contener la aguas del río Estrimón con una presa construida en el año 1932. Pero no fue hasta 1982 que se prohibió la caza en todo el lago. Los pelícanos se cazaban para salvajadas como hacer de su saco gular una bolsa para el tabaco. Otros eran exterminados simplemente porque se creía que "robaban" el pescado.



Ahora las tornas han cambiado, y en la supervivencia de este pelícano está el futuro económico de la zona. Durante la sesión fotográfica, conocimos a uno de los pescadores del lugar que colabora,aportando el pescado que los alimenta, y haciendo posible este tipo de turismo ornitológico.



En la Lista Roja de Especies Amenazadas de la UICN podemos encontrar a este pelícano con la catalogación de Vulnerable. Solamente hay unos 10.000-13.900 individuos en todo el planeta. Si tenéis oportunidad, no dudéis en visitar el lago Kerkini con travesía en barca obligada. Ayudaréis a la protección de la especie y, aunque estoy segura de que también tomaréis cientos de fotos, la experiencia os quedará grabada en vuestras retinas.













0 comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Con la tecnología de Blogger.

Licencia

Licencia de Creative Commons

Licencia Creative Commons, 2009


This obra by Carmen Azahara is licensed under a Creative Commons Reconocimiento-NoComercial-SinObraDerivada 3.0 España License. Permissions beyond the scope of this license may be available at http://onlybirds.blogspot.com.es/.

Todo el contenido (fotografías, artículos, logos, vídeos, etc) tienen licencia Creative Commons, y pertenecen a su autora, Carmen Azahara, excepto si se especifica lo contrario. Se puede copiar, distribuir y comunicar públicamente la obra, bajo las siguientes condiciones
  • Reconocimiento: Debe reconocer los créditos de la obra. Antes de publicar algún contenido de la web, contacta conmigo: carmenazahara86@gmail.com
  • No comercial: No puede utilizar esta obra para fines comerciales.
  • Sin obras derivadas: No se puede alterar, transformar o generar una obra derivada a partir de esta obra.

Follow me!